Vértigo y rehabilitación vestibular

vertigo-y-rehabilitacion-vestibular
Comparte

Una vez se presentan episodios de vértigo producto de una lesión en el oído interno, las estructuras laberínticas se afectan y de inmediato el organismo inicia una serie de cambios en la postura para lograr compensar esta sensación, estos son ordenados por el sistema nervioso central y buscan la disminución de los síntomas, con la rehabilitación vestibular se logra aumentar y acelerar este fenómeno de compensación.

En que concepto se basa la rehabilitación vestibular

Esta rehabilitación está basada en la ejecución de una serie de ejercicios especializados, repetitivos y sistemáticos cuyo objetivo es la eliminación del mareo y la estabilidad de la postura.

Para lograrlo se deben realizar tres tipos de ejercicios:

  1. Los ejercicio de habituación, en los que se busca una disminución de la respuesta a los estímulos defectuosos.
  2. Los de adaptación en los que se modula la respuesta a los estímulos.
  3. Los de sustitución en los que se busca que la visión y otros sentidos compensen en forma parcial el funcionamiento defectuoso del oído.

La eficacia de esta terapia es incuestionable; existen varios estudios que avalan los resultados positivos de esta terapia ya que han mejorado el equilibrio en los pacientes evaluados.

Elementos para la rehabilitación

Los diferentes elementos de la rehabilitación pueden dividirse en cuatro frentes que son complementarios entre sí:

  • Ejercicios de habituación.
  • Estabilización de la mirada.
  • Control postural.
  • Acondicionamiento general.

Ejercicios de habituación

La idea de esta serie de ejercicios es desencadenar la sensación de vértigo que afecta al paciente de forma frecuente y repetitiva, de modo que el paciente se adapte a estas sensaciones y pueda lidiar más fácilmente con ellas. La dificultad que presenta este tipo de ejercicio es que no se trata de una terapia general, se debe ajustar al caso individual de cada paciente.

Estabilización de la mirada

En este caso las actividades se planifican de manera individual para que los estímulos visuales y los movimientos oculares fortalezcan el reflejo vestíbulo ocular (movimiento rápido de los ojos que mantiene la estabilidad de la mirada cuando existe movimiento de la cabeza). La intención de estos ejercicios es habituar al paciente a la fuerte dependencia que se tendría de la visión al existir una alteración a nivel vestibular.

Ejercicios de control postural

Con este tipo de ejercicios se busca que el paciente alcance una actividad motora adecuada y pueda integrar la visión, el equilibrio y el movimiento.

Acondicionamiento del estado general

Además de los ejercicios para el manejo del vértigo, es necesario realizar algunos movimientos que garanticen la flexibilidad, la fuerza y el rango correcto de movimiento, de modo que sea mucho más fácil asumir cualquier tipo de terapia.

En quiénes se recomienda esta terapia

La rehabilitación vestibular se recomienda en pacientes que sufran de lesiones laberínticas agudas: postoperatorio de cirugías vestibulares, pacientes en tratamiento antibiótico por infecciones del oído interno y pacientes de quimioterapia.

También se recomienda en lesiones vestibulares crónicas como las que se presentan en el síndrome laberíntico bilateral, la inestabilidad crónica, y los trastornos del equilibrio en la edad adulta.

Véase también:

Fuentes

  1. Alonso Sánchez MFP. Rehabilitación vestibular para el vértigo: una revisión bibliográfica. MEDICINA NATURISTA, 2010; Vol. 4 - N.º 1: 2-8.
  2. Alemán López O, Pérez Fernández M, Sánchez N. Rehabilitación vestibular. REV MED UNIV NAVARRA/VOL 47, Nº 4, 2003, 72-76.